:::: MENU ::::

27 oct. 2016

  • 27.10.16
La nazarena Ivana Benítez Rangel se convirtió el pasado fin de semana en la primera triatleta andaluza capaz de completar en España un reto 'ultraman', el 'Hispano', prueba durísima que se desarrolla durante tres días y que se debe completar en pareja, algo que hizo junto con el también nazareno Juan Macías Ponce. Se trata de una prueba que dobla la larga distancia del triatlón.



'Hispano' consiste en realizar por parejas diferentes recorridos desde un viernes y hasta el domingo, algo que ocurrió en esta ocasión el pasado fin de semana. El primer día los deportistas debieron completar 10 km a nado en el pantano de Zahara de la Sierra y, a continuación, dirigirse en bicicleta hacia Sevilla recorriendo un total de 120 km.

El segundo día empezaron y acabaron en Santiponce la distancia de 270 km en bicicleta tras alcanzar la Sierra de Hornachuelos (Córdoba). Como experiencia de grupo y tras compartir la noche del sábado en Santiponce, los participantes concluyeron el domingo con la distancia de dos maratones, 84 km, que transcurrió desde Los Álamos (Huelva) hasta la llegada en la Plaza de España (Sevilla).

'Hispano' es un desafío personal que ha tenido este octubre de 2016 su tercera edición. La experiencia Hispano, que supone un reto personal a deportistas que quieren probar su capacidad de resistencia durante tres largos días de esfuerzo, ha contado por primera vez con la presencia de una pareja mixta, la fémina Ivana Benítez Rangel y Juan Macías Ponce (Club Máquinas Tragamillas).

La nazarena, que ha finalizado este año su cuarta larga distancia de la marca Ironman en Austria, ha completado este reto junto al también nazareno Juan Macías Ponce, quien este verano cubrió en bicicleta la 'transpirenaica' (1.000 km y 25.000 m de desnivel) y cuenta en su haber con numerosas 'ultratrail' de más de 100 km tales, como la Transvulcana o la Montblanc.

Esta tercera edición del 'Hispano' ha resultado particularmente dura para las 15 parejas participantes debido a la dificultad ambiental, ya que ha sido un fin de semana en la que la lluvia no dejó tregua ni durante la prueba en bicicleta como en la carrera a pie.

El reto de la prueba, que consiste en completar las distancias bajo la responsabilidad de los participantes, debe contar con asistencias durante los diferentes recorridos para aportar los avituallamientos, y en este caso la pareja ha querido agradecer al Club Máquinas Tragamillas, al Club Triatlón Capa y sus familiares el sacrifico y la dedicación durante todo el fin de semana hacia ellos.

DH DIARIO DIGITAL / REDACCIÓN

DEPORTES - DOS HERMANAS DIARIO DIGITAL

FIRMAS
Dos Hermanas Diario Digital te escucha Escríbenos