:::: MENU ::::

6 oct. 2017

  • 6.10.17
Las ayudas al regadío de la Junta de Andalucía para 2017 prevén generar una inversión de 100 millones de euros y la creación de 1.600 puestos de trabajo. El consejero de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, Rodrigo Sánchez Haro, recordó que las líneas de subvenciones puestas a disposición del sector están dirigidas a llevar a cabo actuaciones de mejora de regadíos existentes y nuevos regadíos declarados de interés general, proyectos de disminución de la dependencia energética del regadío y la realización de auditorías energéticas.



Hasta el momento, se han convocado dos de las tres líneas de ayudas, con un montante de 62,4 millones de euros. Próximamente se abrirá también la ventanilla para solicitar las ayudas para auditorías energéticas, con un presupuesto de 3,8 millones de euros.

Con estos incentivos, explicó Sánchez Haro, la Junta espera alcanzar un montante global de 100 millones y facilitar la creación de más de 1.000 empleos directos y más de 600 indirectos, "tanto en las ejecuciones de obras como en la instalación de mejoras tecnológicas y auditorías, encaminadas a reducir la dependencia energética en el regadío de Andalucía".

Según el titular andaluz de Agricultura, este presupuesto se completará con otros 30 millones de euros que se pondrán a disposición del sector en 2018. En total, hasta el año 2020 está previsto un apoyo financiero para el sector del regadío de más de 96 millones dentro del Programa de Desarrollo de Andalucía (PDR).

Para el representante del Gobierno andaluz, "es incuestionable" el papel estratégico del regadío en la generación y mantenimiento de empleo. "Dos tercios del empleo agrario y de la producción de la rama agraria andaluza se concentran en el regadío, que representa el 33% de la superficie cultivada", ha destacado Sánchez Haro. "Está comprobado que las zonas altamente modernizadas de cultivos intensivos han experimentado un aumento de la producción y del empleo en un 33% y 28%, respectivamente", añadió el consejero.

Por ello, el objetivo de la Administración es "promover entre las comunidades de regantes la ejecución de proyectos de ahorro de agua y energía para alcanzar un alto grado de eficiencia y sostenibilidad en la gestión del agua en los regadíos andaluces", ha asegurado Sánchez Haro.

Según el consejero, además de impulsar actuaciones de mejoras tecnológicas en algo más de 100.000 hectáreas de regadíos andaluces aún por modernizar, el enfoque de estas subvenciones es "afrontar desafíos como la adaptación y mitigación del cambio climático, conseguir explotaciones competitivas y sostenibles, el uso eficiente del agua y la energía, la incorporación de procesos de innovación y mejoras tecnológicas, así como el incremento de la presencia de jóvenes y mujeres en las explotaciones y estructuras de gestión", entre otros.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL

DEPORTES - DOS HERMANAS DIARIO DIGITAL

FIRMAS
Dos Hermanas Diario Digital te escucha Escríbenos