:::: MENU ::::

16 nov. 2017

  • 16.11.17
La Dirección General de Tráfico (DGT) ha puesto recientemente en funcionamiento una serie de cámaras para controlar de modo automatizado el uso del cinturón de seguridad por parte de los conductores y que en la provincia de Sevilla se encuentran ubicadas, entre otros puntos, en la Carretera de la Isla (SE-3206), la N-IV o la AP-4. Y es que la falta del uso de este elemento sigue siendo causa importante de muerte en accidentes de tráfico.



En todo el país son 225 las cámaras colocadas en pórticos o postes, de las cuales el 60% están ubicadas en vías convencionales, que son las que registran mayor accidentalidad y siniestralidad, y el 40% restante en vías de alta ocupación.

El objetivo es que el uso de este dispositivo de seguridad se generalice entre todos los ocupantes del vehículo, de forma que los conductores que circulen sin llevar puesto el cinturón de seguridad y sean captados por las cámaras serán multados con 200 euros y la retirada de tres puntos del carné.

Con anterioridad se habían ido enviando cartas informativas, comunicando que se circulaba sin hacer uso de dicho dispositivo de seguridad, elemento que reduce en un 60% la posibilidad de fallecer en caso de accidente. Pero la cosa ha cambiado a partir del 11 de noviembre, de forma que ya no se advertirá, sino que se sancionará.

Pese a los reiterados mensajes lanzados desde la DGT y otras entidades sobre la importancia de hacer uso de este dispositivo de seguridad, en 2015 el 22% (159) de los fallecidos usuario de turismo y furgonetas no utilizaban el cinturón de seguridad en vía interurbana. En vías urbanas no hacían uso del mismo 19 de los 70 fallecidos.

En la provincia de Sevilla se han colocado un total de 20 cámaras, que controlarán a los que no hagan un uso correcto del cinturón de seguridad, con especial hincapié en vías con un volumen notable de tráfico y en los accesos de la capital, aunque no todas tienen de momento capacidad sancionadora. La DGT no precisó cuáles son estas cámaras, ya que serán "rotatorias".

En esta provincia se han colocado un 60 por ciento en vías secundarias y el resto en autovías, ubicadas con criterios de accidentalidad, intensidad circulatoria y distribución geográfica. Sobre este último punto, la DGT se ha decantado por cubrir los accesos a la capital hispalense, tanto los de los coches de la autovía de Málaga (A-92) –hay puesto de vigilancia en el kilómetro 0,8, ya en término de Sevilla– como en la autovía de Madrid (A-4), a la altura del parque Aerópolis en dirección a la ciudad –también hay otro dispositivo en sentido contrario–. Asimismo hay otro en la carretera de la Isla (SE-3206), en Dos Hermanas, tanto en sentido creciente como decreciente, al igual que en la A-8028, que conecta la autovía A-92 con la ronda de circunvalación SE-30 a la altura del barrio de Padre Pío (junto al Decatlhon de Alcalá de Guadaíra).

DH DIARIO DIGITAL / REDACCIÓN

DEPORTES - DOS HERMANAS DIARIO DIGITAL

FIRMAS
Dos Hermanas Diario Digital te escucha Escríbenos