:::: MENU ::::

25 jul. 2019

  • 25.7.19
El póquer ha sido siempre un entretenimiento muy popular, desde sus orígenes en un dómino chino jugado con cartas a su modernización con Las Vegas como punto de referencia, pasando por su popularización durante la Primera Guerra Mundial. Su reciente aparición en el mundo digital también ha sido muy positiva, pues ofrece acceso a los casinos desde casa, y, por tanto, a mayor audiencia. Sin embargo, su crecimiento se estancará si estas plataformas no solucionan un tema muy delicado: la seguridad.



Con la propagación de Internet, hemos visto también el nacimiento y auge de las criptomonedas, un tipo de divisa virtual independiente de gobiernos y bancos centrales. La seguridad es también una gran preocupación para los creadores de estos activos digitales. En los últimos años, han conseguido diseñar un ecosistema que permite al sector financiero ser más transparente en sus procesos. De hecho, esta protección garantizada es lo que atrae a tantos usuarios en el mundo.

Los juegos de apuestas, un sector sin freno

Internet ha permitido ampliar la franja social aficionada a los juegos de apuestas. Los casinos online son visitados diariamente por muchos jóvenes de entre 18 y 35 años, cuyos entretenimientos favoritos son las tragaperras y las apuestas en línea deportivas o de otro tipo. Los jugadores de edad media y edad avanzada, en cambio, se decantan más por las salas de juego y tienen también mayor predilección por la lotería que audiencias de menor edad.

Los casinos y apuestas deportivas son precisamente el segmento que mueve más el sector. Durante el primer trimestre de 2018, el uso de casinos creció más de un 50% respecto al año anterior y sus jugadas pasaron a valorarse en más de 4.000 millones de euros. No obstante, este crecimiento que parece imparable tiene un gran hándicap. Pese a contar con miles y miles de usuarios, las plataformas de juego en línea son plenamente conscientes de que deben mejorar su seguridad.

La revolución de las criptomonedas

Otro sector de Internet que no para de crecer es la criptoesfera. El Bitcoin entró en circulación en 2009 y, diez años después, sigue siendo la criptomoneda más importante. Pese a haber sufrido altibajos, la moneda virtual creada por Satoshi Nakamoto está viviendo hoy un buen momento. Otros activos digitales como Litecoin, Ethereum, Dash y Ripple también están experimentando un incremento de su popularidad. Según un estudio de la Universidad de Cambridge, ya son más de 3 millones los usuarios de alguna clase de criptodivisa.

Inevitablemente, desde sus inicios se ha despertado un debate muy importante entorno a las monedas virtuales. Preocupa, y mucho, que el sistema que se utiliza sea seguro, disminuya el riesgo de los fraudes y evite su uso ilícito para blanquear dinero. Desafortunadamente, no son pocos los casos de hackeos y robos en las casas de cambio de criptoactivos, lo que ha despertado dudas sobre su fiabilidad. Frente a este problema, los responsables de este nuevo tipo de moneda han tenido que establecer nuevas medidas y trabajar en tecnologías de blockchain más sólidas.

'Gambling' y criptoesfera: la seguridad como eje común

Aparte de procurar que el sitio web es visitado tenga un servicio de atención al cliente 24 horas y esté aprobado por la Dirección General de Ordenación del Juego, los jugadores de las plataformas online necesitan algo más para confiar en que la seguridad sea primordial para los responsables de estas webs. Además de su presencia en Internet, los usuarios de casas de apuestas en línea y criptodivisas tienen en común la preocupación por la fiabilidad del servicio utilizado.

No es de extrañar, pues, que ambos sectores hayan terminado encontrándose. La tecnología de cadena de bloques ya ha tenido su primera implantación en el mundo del juego online. Permitir a los jugadores utilizar criptomonedas para sus apuestas hace que no tengan que compartir ningún tipo de información personal, un anonimato que se agradece en la comunidad.

También se elimina la intervención de agentes terceros como los bancos. Las transacciones mediante criptomonedas, sobre todo en el caso de Litecoin, son mucho más rápidas que con las monedas tradicionales. A menudo, además, no hay ningún cobro de comisiones, algo que a la larga termina siendo beneficioso tanto para el jugador como para los propietarios de los casinos online.

A todo esto se le añade la credibilidad que han ganado las plataformas de apuestas que ya utilizan blockchain. Ha quedado demostrado que los jugadores sentirán mucha más confianza en aquellas webs que lo hacen, pues el sistema de entrega de premios resulta más honesto. Era solo cuestión de tiempo que ambos sectores terminaran uniéndose.

Los avances tecnológicos, grandes aliados de las plataformas 'online'

Actualmente, la realidad aumentada, la realidad virtual y la inteligencia artificial han dominado la industria de desarrollo de software. Las tres tecnologías han pasado de una fase experimental a formar parte de cada innovación en sectores tan diversos como los videojuegos, el e-commerce, la medicina y, por supuesto, el juego online. Aunque todavía queda mucho por ver, los logros conseguidos hasta ahora prometen un futuro muy cercano a las películas de ciencia ficción.

Esto también parece más real si tenemos en cuenta que la nueva generación de trabajadores parece muy interesada en desarrollarse profesionalmente en el ámbito del desarrollo de software. El futuro se encuentra en las plataformas online y los millennials lo saben. El trabajo de programador informático es cada vez más demandado, una realidad que no debería sorprender en un mundo que cada vez depende más de las máquinas y donde cuestiones como la ciberseguridad están a la orden del día.

El futuro de las empresas 'gambling'

Después de reconocer que el futuro de los juegos de apuestas pasan por su presencia online, las empresas gambling tienen ahora un nuevo reto: asegurar que esa experiencia sea lo más segura y fiable posible. Eso puede conseguirse, en parte, gracias al uso de las tecnologías blockchain más sofisticadas de las criptomonedas, si bien hay quien se cuestiona si esa protección no se conseguirá el día que finalmente los casinos online estén completamente regularizados.

REDACCIÓN / DHD DIGITAL

DEPORTES - DOS HERMANAS DIARIO DIGITAL

FIRMAS
Dos Hermanas Diario Digital te escucha Escríbenos