:::: MENU ::::

20 ago. 2019

  • 20.8.19
Una mujer, que reside en régimen de alquiler en una vivienda situada en la calle Bécquer de Dos Hermanas, se encuentra desde hace cinco años en una lucha judicial contra el propietario del piso en el que habita al que acusa de haberla estafado. Tras haber tomado medidas legales y reestablecerle los suministros de luz y agua, las empresas han vuelto a notificarle los impagos.



Esta mujer, cuyas iniciales son I. A. L., alquiló hace cinco años una vivienda en la calle Bécquer de Dos Hermanas, pero desconocía la deuda que su arrendatario poseía con los suministros de luz y agua. Al mes de residir en la vivienda se le cortaron los citados suministros, obligando a la afectada a tomar medidas legales para que se los reestablecieran ya que ella desconocía dicha deuda.

Una vez tomadas dichas medidas legales las empresas deciden volver a proporcionarle los suministros de agua y luz, pero al poco tiempo le vuelven a notificar que se encuentra con una gran deuda. A pesar de que dicha multa ha sido rebajada, esta mujer no puede hacer frente a dicha cantidad y se encuentra en la misma problemática que hace unos años.

Hace unos meses ha vuelto a recibir una nueva notificación con la amenaza de que le volverán a cortar el suministro si no hace frente a dicha deuda. La mujer residente en la vivienda ha manifestado “yo solo quiero que se haga justicia, no tengo que pagar la deuda que otra persona ha contraído con las empresas. Siempre he querido hacer las cosas de manera legal y no se me había notificado nada sobre dichos impagos.”

REDACCIÓN / DHD DIGITAL

DEPORTES - DOS HERMANAS DIARIO DIGITAL

FIRMAS
Dos Hermanas Diario Digital te escucha Escríbenos