:::: MENU ::::

4 oct. 2020

  • 4.10.20

El fútbol volvió en el día de ayer, tras siete meses de espera por la pandemia provocada por el Coronavirus, al Campo Municipal Manuel Adame Bruña de Dos Hermanas con la disputa del XVII Trofeo PD Rociera en el que entraban en liza el conjunto nazareno y el CD Cabecense. Éste se trataba del primer encuentro autorizado por la RFAF con público mediante el compromiso de cumplir el Protocolo Covid-19.

 




En el plano deportivo se trató de un encuentro muy disputado en el ambos conjuntos tuvieron oportunidades de llevarse la victoria, pero ninguno de los dos pudo perforar la portería rival por lo que éste finalizó con empate a cero en los 90 minutos reglamentarios. Tras el empate, el trofeo tuvo que decidirse en la tanda de penaltis, en la que se lanzaron 22 penas máximas, cayendo la moneda del lado visitante.

 

La presencia de público en las gradas del Manuel Adame Bruña fue la gran novedad del partido. Para su asistencia, los espectadores tuvieron que cumplir las medidas de seguridad sanitaria para cumplir el protocolo Covid-19. Éstas se cumplieron de forma excepcional, recibiendo el cuadro nazareno las felicitaciones de las distintas entidades públicas.

REDACCIÓN / DHD DIGITAL

DEPORTES - DOS HERMANAS DIARIO DIGITAL

FIRMAS
Dos Hermanas Diario Digital te escucha Escríbenos