:::: MENU ::::

7 abr 2021

  • 7.4.21

El escultor nazareno Antonio Luis Troya ha presentado su último trabajo, que se trata de dos ángeles mancebos para las esquinas del paso de misterio de la Hermandad de la Sagrada Cena de Dos Hermanas. Este año se ha realizado la primera pareja, el pasado Domingo de Resurrección y será para la próxima cuaresma cuando se haga entrega de la segunda y última pareja.




 

Los ángeles están realizados en madera de cedro real, con unas medidas de 45cm. Se encuentran dorados con oro fino, decorados al temple y policromados al óleo. Se representan de pie, sobre una nube con las alas recogidas, creando una composición efectista.

 

Según expresa el propio escultor, “ambos ángeles poseen rostros de ambigüedad, vistiendo túnica ceñida a la cintura con abertura delantera. Adelantan una pierna para dar más movimiento a la figura y así dar juego a las vestiduras”.

 

Antonio Luis ha querido agradecer el trabajo de todo el equipo que colabora con él y hace que su obra “cobre vida”; al taller de Francisco Verdugo, “por ensamblar y sacar de punto”; al dorador Curro Moreno, “por el magnífico trabajo de dorado que sale siempre de sus manos”; al taller de orfebrería Juan Lozano, “por la realización del cáliz y la custodia que portan entre sus manos” y al fotógrafo Jorge Cabrera, “por realzar mi obra con sus magníficas fotografías”.

 

Para terminar ha mostrado su agradecimiento a la Hermandad de la Sagrada Cena, “encabezada por Macarena, su Hermana Mayor, por la plena confianza depositada en mi obra, la libertad en el proceso de creación y por el esfuerzo de la Corporación para llevar a cabo este proyecto en este año tan complicado”.

REDACCIÓN / DHD DIGITAL

DEPORTES - DOS HERMANAS DIARIO DIGITAL

FIRMAS
Dos Hermanas Diario Digital te escucha Escríbenos